CONDENAN A PAGAR DOS AÑOS DE SALARIO Y READMITIR A UNA TRABAJADORA QUE FUE DESPEDIDA TRAS UNA BAJA DE MATERNIDAD

0
0
1
192
1056
UGT Caprabo
8
2
1246
14.0

Normal
0

21

false
false
false

ES-TRAD
JA
X-NONE

/* Style Definitions */
table.MsoNormalTable
{mso-style-name:”Tabla normal”;
mso-tstyle-rowband-size:0;
mso-tstyle-colband-size:0;
mso-style-noshow:yes;
mso-style-priority:99;
mso-style-parent:””;
mso-padding-alt:0cm 5.4pt 0cm 5.4pt;
mso-para-margin:0cm;
mso-para-margin-bottom:.0001pt;
mso-pagination:widow-orphan;
font-size:12.0pt;
font-family:Cambria;
mso-ascii-font-family:Cambria;
mso-ascii-theme-font:minor-latin;
mso-hansi-font-family:Cambria;
mso-hansi-theme-font:minor-latin;}

Un juez ha condenado a una empresa a indemnizar a una trabajadora con dos anualidades de salario más el pago de las nóminas dejadas de percibir durante este tiempo por una “vulneración de los derechos fundamentales vinculados a la maternidad”.

La mujer, S.A.B, madre de dos menores, trabajaba como teleoperadora en la campaña de atención telefónica de una agencia de seguros, y fue despedida “por bajo rendimiento” tras haber solicitado una reducción de jornada para poder atender a sus dos hijos.

La sentencia, dictada por el Juzgado de lo Social número 34 de Madrid, ha declarado dicho despido nulo y ha condenado a la empresa, dedicada a la intermediación financiera, a readmitir a la empleada.

El juez ha considerado que el despido de la trabajadora estaba “claramente vinculado a la maternidad y a la condición de mujer” y que, por tanto, la conducta de la empresa demandada ha sido “dolosamente vulneradora de los derechos fundamentales” vinculados a la conciliación de la vida familiar.

De acuerdo al magistrado, esta “indemnización ejemplar” se debe a la gravedad del daño y la imposibilidad de su reparación, “ya que los hijos de la demandada nunca volverán a tener la edad que tenían al tiempo de solicitar la reducción de jornada“.